De compras en Paterna

1114

El Deportivo ha puesto sus ojos en dos futbolistas de la actual plantilla del Valencia y que no tienen claro su futuro en el conjunto dirigido por Nuno Espiritu Santo.

Javi Fuego y Jonás Gonçalves. Ni uno ni otro cuentan para Nuno Espíritu Santo en el Valencia C.F, entrenador que ya ha traído a hombres de su confianza para ocupar los puestos de mediocentro y delantero. Y es ahí donde intenta meter la cabeza el Deportivo de La Coruña, que busca fichajes de relumbrón para cerrar antes de que empiece la temporada 2014-2015. Mientras se “pelean” con el conjunto ché por hacerse con los servicios de Bruno Zuculini, ahora el Dépor mete el hocico en la propia plantilla valenciana. No obstante, sus altas fichas pueden paralizar sus incorporaciones hasta el final del mercado.

Canterano del Sporting de Gijón, Javier Fuego Martínez (04 de enero de 1984, Pola de Siero) pasó sus primeras seis campañas como profesional en el club de su vida. Siempre en Segunda, hasta que el Levante se hizo con sus servicios en el verano de 2007. Primero en el Levante y después en el Recreativo, Javi Fuego acumuló dos descensos consecutivos antes de ascender con el Rayo Vallecano. En tierras madrileñas se dio su explosión, siendo indiscutible en las tres temporadas que jugó en el club de la franja roja. Su rendimiento le valió su fichaje por el Valencia, equipo con el que no logró ser titularísimo ni con Miroslav Djukic ni con Juan Antonio Pizzi.

En invierno de 2010 llegó Jonas Gonçalves Oliveira (01 de abril de 1984, Bebedouro, Brasil) a un Valencia que por aquel entonces entrenaba Unai Emery. Desde entonces, tres temporadas y media con el conjunto ché en el que marcó 36 goles en Liga (nueve goles de media al año) y jugó la mayor parte de las campañas como titular. Sin embargo, la eclosión de Paco Alcácer y la llegada de Rodrigo, cierran las puertas al brasileño, con el que no cuenta el exdeportivista Nuno.

Compartir.

Sobre el Autor

Comentarios están cerrados.