Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico.
Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado a partir del uso que haya hecho de sus servicios.

¡Entendido!
Los nervios atenazan a los equipos de la zona baja | Riazor.org

Los nervios atenazan a los equipos de la zona baja

93

La contundente victoria en la noche de ayer de la UD Las Palmas contra el Athletic Club (3-1) puso fin a la decimotercera jornada de la Liga Santander. Un fin de semana que tuvo como principales novedades el pinchazo del Barcelona ante la Real Sociedad y la victoria a domicilio del Alavés en casa del Villarreal. Ninguno de los equipos que ocupan las últimas siete posiciones consiguió sumar, por lo que nada se mueve en la parte baja de la tabla.

Eibar y Real Betis se encargaron de inaugurar la jornada el viernes. El equipo verdiblanco no pudo refrendar las buenas sensaciones ofrecidas una semana atrás, en el partido de estreno de su nuevo técnico, y cayó derrotado en su visita a Ipurúa (3-1). Los armeros impusieron su ritmo de principio a fin, sumaron su segunda victoria consecutiva en casa y ya acarician los puestos europeos.

Ya en sábado, el Málaga superó al Deportivo (4-3) en el partido más loco de la jornada. Ambos equipos mandaron en el marcador y se repusieron de los golpes del rival, pero Ontiveros se encargó de dejar los tres puntos en casa con un zapatazo desde fuera del área, en el descuento. A continuación, el Real Madrid venció -no sin apuros- al Sporting de Gijón en el Santiago Bernabeu (2-1). Duje Cop dejó la nota curiosa del partido, tomándose las pulsaciones antes de enviar fuera un penalti que hubiera supuesto el empate para los asturianos.

En un día con pleno de victorias locales, también venció el Espanyol de forma clara al Leganés (3-0). Los periquitos no encontraron resistencia y suman ya cinco semanas sin perder, lo que les acomoda en la zona tranquila de la clasificación. El Sevilla, por su parte, continúa tercero al acecho de Barcelona y Real Madrid y venció a un Valencia (2-1) que parece condenado a luchar por evitar la zona caliente.

El domingo llegó un cambio de inercia con las dos primeras victorias de equipos que jugaban lejos de su afición. El Alavés sorprendió con dos zarpazos al Villarreal (0-2) y el Atlético de Madrid recuperó la senda del triunfo tras dos derrotas consecutivas ante el Osasuna (0-3). Una cita en la que Mateu Lahoz volvió a ser protagonista negativo, obviando un claro penalti por mano de Oier en el área rojilla.

El Granada, por su parte, sumó una semana más sin conocer la victoria –no ha ganado en los trece choques disputados hasta la fecha- ante un Celta de Vigo que supo aprovechar sus ocasiones (3-1). Para cerrar el día, la Real Sociedad ofreció de su propia medicina al Barcelona. El conjunto vasco fue mejor, llevó el control del juego y solo un error del asistente de Gil Manzano -que señaló fuera de juego en un gol legal de Juanmi- le privó de obtener una gran victoria (1-1).

Compartir.

Sobre el Autor

93 comentarios

  • Condiciones generales y normas de los comentarios

    1. Cargando comentarios...
      Cargar más comentarios