Oficio, sacrificio y beneficio

Hercules_Depor_celebracion_gol_01
Daniel Méndez | A Coruña | - 16:30

El Deportivo y sus aficionados festejan una victoria contra el eterno rival de la forma más dolorosa, en el último instante y después de que el Celta remase a contracorriente. Los de Oltra dan una zancada hacia Primera.

Victoria moral del Deportivo en Balaídos contra un Celta que luchó a contracorriente con ímpetu e intensidad para morir finalmente ahogado en la orilla. Triunfo trabajado de los hombres de José Luis Oltra, que pecó de conservador tras el gol de Lassad y vio como los olívicos empataban la contienda. El gol final de Borja fue el éxtasis y el premio para una afición que se merece alegrías de este calibre.

El Deportivo se adelantó en el marcador en Balaídos y no se desinfló. Siguió dando sensación de seguridad en defensa y de peligro en los últimos metros. No obstante, el Celta era el dueño del balón pero se encontraban constantemente con los centrales o el portero blanquiazul. Lassad hizo el 0-2 ya en la segunda parte y Valerón se fue aplaudido al banquillo.

Los coruñeses perdieron entonces el balón y el tempo que otorgaba el ‘Flaco’ al partido y el Celta, con mucha garra, remontó ante la incredulidad de la afición deportivista. Cuando el encuentro expiraba, Borja revivió emociones y satisfacciones olvidadas.


UNO POR UNO:

Aranzubia: 7. Sobrio durante todo el partido, despejó hasta en dos ocasiones y de forma acrobática los disparos anteriores al gol de Catalá. El primer tanto era prácticamente imparable.

Laure: 6. El madrileño puso su fútbol impulsivo al servicio del equipo. Acabó de interior por delante de Manuel Pablo y en esa posición estuvo más perdido.

Zé Castro: 8. Gran acompañante de Colotto en el centro de la defensa. Seguro y con calidad para sacar el balón controlado.

Morel: 7. Regresó tras sanción y estuvo a buen nivel. Salvó al equipo de un gol bajo los palos con 0-1 en el marcador.

Bergantiños: 8. Dio equilibrio a la zona ancha blanquiazul recorriendo mucho espacio. Impecable en el pase corto.

Domínguez: 7. Menos protagonismo que su compañero coruñés en el puesto de mediocentro en la recuperación. No obstante, brindó una asistencia a Riki que firmaría el mismo Valerón, que fue el primero en felicitarle.

Bruno Gama: 7. Muy activo en ambas bandas, el portugués dio oxígeno al equipo aguantando el balón en la parcela atacante.

Valerón: 7. Faro del equipo deportivista en la mediapunta. Su poder de intimidación sobre los rivales ofrece más posibilidades a sus compañeros.

Guardado: 7. El mexicano demostró de nuevo su compromiso con el club gallego en su primer derbi. Corrió, presionó y se desgastó; además, estuvo genial para asistir a Lassad.

Riki: 7. Marcó en una definición de crack a los tres minutos del inicio, recordando al encuentro de la ida, y dio la oportunidad al equipo de jugar más junto para salir al contragolpe. También se lesionó, como en Riazor.

Lassad: 7. Volvió a salir de suplente frente al Celta y volvió a marcar. El franco-tunecino se está convirtiendo en determinante saliendo desde el banquillo y con la lesión de Riki volverá a ser titular.

Borja Fernández: 7. Quién le diría al mediocentro de Ourense que sería el protagonista final del partido, la guinda del pastel en forma de partidazo de altísimo nivel. Remedió con el gol la falta que propició el empate celeste.

Manuel Pablo: 5. Saltó al campo por un exhausto y golpeado Bruno Gama para situarse por detrás de Laure.

EL MEJOR:

Colotto: 9. Infranqueable. El argentino demostró una vez más su solvencia, su veteranía y su oficio ante un rival de entidad. Por si fuera poco, cabeceó la falta de Guardado que tras rebotar en el travesaño se convirtió en el 2-3.

LAS CLAVES:

Gol prematuro. El tanto de Riki que abrió el marcador obligó al Celta a arriesgar más y dejar espacios al Deportivo al contragolpe. Los blanquiazules entregaron la posesión pero dando miedo en ataque.

Pegada espectacular. El Deportivo consiguió marcar tres tantos en un estadio en el que el Celta llevaba ocho victorias consecutivas. El poder ofensivo del conjunto blanquiazul es inmenso.

LO MEJOR:

El qué y el cómo. Qué partido ganar y cómo conseguirlo. El Deportivo golpeó moralmente a un rival directo esta temporada e histórico en el global con un tanto en el último minuto. Veremos cómo se levanta el Celta de este mazazo.

“Zancada hacia el ascenso”. Dijo Oltra antes y lo repitió tras la victoria que el triunfo significaba una zancada hacia el ascenso por ser contra un rival directo. Ahora solo falta ejecutar el sueño de los deportivistas.

LO PEOR:

Los cambios. Los aficionados difícilmente podrán criticar algún aspecto tras el éxtasis vivido ayer, aunque es evidente que los cambios que introdujo Oltra fueron conservadores y quizás de forma prematura –por ejemplo el de Valerón-.

El árbitro. El colegiado catalán Miranda Torres protagonizó una acción absurda en la primera parte, al no consentir efectuar el cambio del lesionado Riki y permitir continuar durante varios minutos el juego. No fue este su único fallo.

*Nota informativa: Las puntuaciones numéricas de los jugadores están hechas a partir de una media entre los integrantes de Riazor.org.