8 apuntes del Deportivo-Levante

49

1. Llegaba apretado el Deportivo a su encuentro contra el Levante. No solo por la mala racha que traía consigo, de trece encuentros consecutivos de Liga sin ganar, también por las inesperadas victorias del Sporting de Gijón contra el Atlético de Madrid y de la UD Las Palmas en Anoeta pocas horas antes. Triunfos de los equipos de abajo que apretaban la tabla y no dejaban a nadie desahuciado a ocho jornadas del final, tal y como ha sucedido otros años. El farolillo rojo, el Levante, estaba a tres puntos del descenso con un partido por jugar. El de Riazor. El partido, minutos antes de comenzar, alcanzaba tintes dramáticos.

2. El trascendental choque lo consiguió sacar adelante el conjunto dirigido por Víctor Sánchez del Amo. Lo hizo de churro y en el 85′, pero a estas alturas de temporada importa poco el cómo si finalmente te haces con los tres puntos. Contra el Levante el Dépor no jugó bien, tuvo problemas en la creación de juego en el centro del campo y generó muchas menos ocasiones de gol que en anteriores encuentros en Riazor, como ante Betis, Rayo, Valencia o Málaga.

3. Renunció Víctor Sánchez del Amo al famoso trivote de las últimas semanas y jugó solo con dos hombres por dentro, Celso Borges y Pedro Mosquera, en un 4-4-2. Se quedaba por tanto Álex Bergantiños en el banquillo y junto al de la Sagrada se sentó Fede Cartabia, uno de los deportivistas más determinantes del mes de marzo. De esta forma el técnico madrileño dotaba al equipo de mayor equilibrio pues los hombres de las bandas, Cani y Fayçal Fajr, son jugadores con tendencia a abandonar los costados y acudir a zonas centrales.

Captura de pantalla 2016-03-21 a la(s) 19.34.39

4. Con este 4-4-2 con Cani y Fajr ocupando carriles centrales, los costados quedaron para las entradas de los laterales. Juanfran Moreno subió la banda de forma constante, sobre todo en la primera parte donde se convirtió en el impulsor de todas las jugadas, y Luisinho Correia también dio salida por la izquierda. Aunque aportaron mucha salida a su equipo, no estuvieron finos en la ejecución final de la jugada y hubo una cantidad ingente de centros malogrados. Con delanteros como Lucas Pérez y Luis Alberto, que no destacan por su competencia en el juego aéreo, los balones desde la banda eran caramelos para Feddal y Medjani, poderosos por arriba. Por ahí el Dépor perdió muchas ocasiones.

5. En un partido plano y con muchos miedos por parte de ambos equipos, era previsible que solo unos chispazos de calidad lograrían desnivelar la balanza. Como el toque de exterior de Cani en el primer gol -que se ganó un artículo propio– en la web, como el doble recorte de Luis Alberto tras parar el tiempo en área pequeña rival o como la maravilla de Giuseppe Rossi, amagando a Arribas y saliendo hacia el otro lado. El talento en la segunda parte se convirtió en pundonor.

6. Con 1-1 en el marcador, Víctor tocó la pizarra e introdujo a Fede Cartabia en el campo. El argentino era la pieza que debía dinamizar el ataque deportivista, la chispa que activase a sus compañeros y a la grada. Necesitó tres o cuatro balones para hacerlo al poner dos centros peligrosos tras dejar atrás a un rival. Y necesitó un poco de espacio sin la presión de Rubén García para ponerle un balón de lujo a Luis Alberto al segundo palo, ese mismo palo en el que acabaría rebotando el disparo de Lucas. En los últimos partidos en los que el atacante de Rosario ha tenido algo de continuidad ha demostrado todo su talento. El jugador con más desequilibrio de la plantilla ha tardado en encontrar su sitio pero en cuanto lo ha hecho ha sido determinante.

7. El Deportivo es uno de los equipos de la Liga BBVA que más disparos a los postes ha realizado en lo que llevamos de temporada. Esa estadística tan elevada ha privado al conjunto blanquiazul de sumar más puntos en su casillero. Pero en este caso el poste ha sido milagroso para los de Víctor. Lucas Pérez entró al rechace con esa decisión característica del coruñés -que tantas buenas noticias ha dado al Dépor- y su disparo pegó primero en el palo y después en la espalda de Mariño para acabar alojándose en las redes. Un gol liberador y que otorga media salvación.

8. Digo que la victoria contra el Levante otorga media salvación porque la posición en estos momentos del Deportivo es absolutamente privilegiada. Se marcha al parón de selecciones con 36 puntos, décimo en la tabla (sí, décimo, aunque parezca increíble) y ocho unidades por encima del descenso, las mismas que le lleva al 16.º clasificado.

Así acabó finalmente la jornada, pero una victoria visitante en Riazor habría revolucionado la tabla.

10. RC Deportivo: 36
11. Real Sociedad: 35
12. RCD Espanyol: 35
13. Real Betis: 34
14. Valencia CF: 34
15. UD Las Palmas: 33
16. Rayo Vallecano: 28
17. Granada CF: 28
18. Getafe: 28
19. Real Sporting de Gijón: 27
20. Levante UD: 24

Sobre el Autor

Periodista. 1986. 10 años en Riazor.org. Ahora, en BeIN Sports y GOL.