Uno por uno: las notas del Málaga vs Deportivo

0

El Deportivo sacó un punto del difícil campo de La Rosaleda. Se enfrentaban el segundo mejor equipo como local contra uno de los mejores visitantes de la categoría tras los triunfos logrados en Gijón y Granada, siendo además dos de los equipos menos goleados de LaLiga 123. Al final empate sin goles entre ambos contendientes pese a que tuvieron ocasiones bastante claras que consiguieron atajar tanto Dani Giménez como Munir. Así las cosas, todo sigue igual en una categoría que suele resolverse en las últimas jornadas.

Dani Giménez: 7,2. De nuevo ha sido uno de los más destacados. Tuvo varias intervenciones de muchísimo mérito con las que consiguió dejar su portería a cero y hacer que su equipo puntuase en La Rosaleda. El único pero, un error en la entrega que aprovechó Blanco Leschuk pero que el propio guardameta desbarató.

David Simón: 4,8. Centrado en labores defensivas, apenas se dejó ver en el ataque donde Fede Cartabia lo echó de menos en algunas fases del juego. Partido correcto.

Domingos Duarte: 6. Volvía tras cumplir su sanción, y se fue entonando con el paso de los minutos. A pesar de un inicio un poco más dubitativo de a lo que nos tiene acostumbrados, poco a poco lideró la defensa y terminó sacando de quicio a los delanteros del Málaga.

Pablo Marí: 5,6. Una entrega suya estuvo a punto de costarle un disgusto al equipo, pero se fue rehaciendo con el paso de los minutos. Igual que le pasó a su compañero de zaga, terminó el encuentro a un gran nivel para desbaratar todo lo que intentó el Málaga por sus dominios.

Caballo: 6,6. Regresó a la titularidad y cumplió a la perfección lo que le pidió Natxo González. Evitó que su par subiese con peligro y se incorporó al ataque siempre que pudo.

Álex Bergantiños: 5,8. Le tocó defender con uñas y dientes el centro del campo del Deportivo en la pugna con los jugadores del Málaga. Estuvo más centrado en labores defensivas aunque intentó combinar con los jugadores más ofensivos siempre que pudo.

Pedro Mosquera: 5,2. Volvió tras superar una lesión y como él mismo dijo, apuró los plazos ante la gran cantidad de bajas que tenía el Deportivo en la medular. Igual que su compañero en el centro del campo, tuvo mucho trabajo ante el Málaga.

Fede Cartabia: 5. Intentó desbordar siempre que pudo, pero el Málaga conocía a la perfección su clásica jugada de encarar hacia el balcón del área. También lo intentó con centros, pero ninguno de ellos encontró rematador. Acabó siendo sustituido como es habitual esta temporada.

Borja Valle: 5,2. Tuvo la ocasión más clara en sus botas, pero Munir adivinó su intención y sacó una mano que impidió la victoria del Deportivo. Se vació en la banda pero le faltó un poco de fortuna a nivel ofensivo para generar más ocasiones.

Quique González: 6,2. Como en todos los partidos, la buscó sin parar. De hecho, en alguna ocasión pecó de individualista cuando había algún compañero mejor colocado para buscar el pase. Igual que Borja Valle, trabajó de forma constante en la presión para que el Málaga no pudiera salir cómodo desde atrás.

SUPLENTES

Vicente: 5,2. Volvía a estar a disposición del técnico después de varias semanas arrastrando problemas físicos. Saltó al césped mediado el segundo período para situarse en el doble pivote junto a Álex Bergantiños y, pese a no entrar demasiado en juego, su experiencia e inteligencia sobre el terreno de juego fue suficiente para dar cierto poso al juego del equipo. Atento y correcto en la contención.

Pedro Sánchez: 4,6. Otro de los hombres recuperados para la ocasión. Ocupó el lugar de Fede Cartabia en banda derecha pero, más allá de alguna aparición puntual y poco precisa, apenas entró en contacto con el balón en el cuarto de hora del que dispuso.

Somma: s.c. Entró al terreno de juego con el tiempo cumplido para apuntalar la defensa blanquiazul en el juego aéreo y las acciones a balón parado, aunque no tuvo ocasión ni necesidad de intervenir y pasó totalmente desapercibido.

EL ENTRENADOR

Natxo González: 6,2. La incertidumbre sobre qué jugadores de los lesionados llegarían a tiempo para el encuentro hizo que el vasco optase por variar el dibujo y dio paso a un 4-2-3-1 que resultó de lo más efectivo para anular las virtudes del rival. No ocurrió lo mismo en el plano ofensivo, ya que la producción de los herculinos fue muy escasa. Los cambios no dieron sus frutos, más allá de apuntalar la ya de por sí solidez mostrada por el equipo.

EL MEJOR

Edu Expósito: 7,4. El verdadero y casi único faro del equipo. Natxo adelantó su posición para situarlo en la mediapunta y el catalán puso de manifiesto su versatilidad con otra notable actuación. Pese a tener enfrente a un jugador del poderío físico de N´Diaye, poco a poco supo adaptarse a la posición y leer muy bien las necesidades del equipo. Participó activamente en las mejores acciones ofensivas de los blanquiazules y dejó varios detalles de la calidad que atesora a través de controles y reversos que rompieron por sí solos todo el entramado defensivo del rival. Indispensable e imprescindible a día de hoy.

*La nota media de los jugadores del Deportivo es el resultado de las puntuaciones de toda la redacción de Riazor.org.

Sobre el Autor