8 apuntes del Barcelona-Deportivo

85

1. Propuesta valiente del Deportivo en el Camp Nou y propuesta, sobre todo, novedosa. Ningún equipo le había jugado nunca antes al Barcelona como le jugó el Dépor el pasado sábado. Defendiendo con siete jugadores y con tres descolgados para hacer daño en los contragolpes. Esos tres, por supuesto, con una tarea defensiva muy definida para bloquear el fútbol asociativo del Barça desde el primer escalón. Quién sabe, quizá Víctor Sánchez del Amo le haya dado pistas a otros entrenadores sobre cómo enfrentarse al Barcelona en sucesivos partidos.

2. Repetimos lo que veníamos diciendo de Víctor desde el comienzo de este curso: le ha podido salir bien o mal, pero cada partido tiene un plan diferente adaptado al rival que tiene enfrente. El técnico madrileño está rompiendo moldes. Se acabó eso de repetir la alineación si las cosas salen bien, de encontrar un once y no tocarlo… bienvenido sea este fútbol. “Parece una frase hecha -decía Pichi Alonso durante la retransmisión en Canal +- esa de que en el fútbol está todo inventado. Víctor está demostrando en el Camp Nou que para nada está todo inventado”.

3. El Dépor salió al Camp Nou con un 4-3-1-2, dibujo que hasta ahora no se había practicado. Centro del campo en rombo con Álex Bergantiños como eje defensivo y Fayçal Fajr como eje ofensivo. En los costados, y mucho más cerrados de lo habitual, Juanfran y Luisinho adoptaron un rol de interior para llenar de gente la parte central. Si querían entrar que lo hiciesen por fuera y con poca gente.

depor-barca

4. Tal y como explicó Víctor Sánchez en la rueda de prensa posterior al partido, el Deportivo buscó desarticular la principal vía de creación de superioridades del Barça. Esto es, el mediocentro –Busquets– y los centrales –Piqué y Mascherano-. Los marcajes individuales no fueron esta vez sobre Iniesta o Messi, si no sobre aquellos que no se lo esperaban. Ellos son los que empiezan todas las jugadas del Barça, por ellos se inician cada salida aseada desde atrás, así que Víctor quiso cerrar ese grifo con Fajr, Jonathan y Lucas. Con ellos bien fijados el Deportivo voló. Busquets apenas tocó el balón y los centrales solo lo hicieron en la primera línea. Además, tener a esos tres futbolistas descolgados suponía una mayor probabilidad de encauzar jugadas de peligro cuando te agenciabas el balón. No se atacaba ni con uno ni con dos, se hacía siempre con tres.

5. Para que la táctica funcionase era muy importante la labor de los laterales, Fernando Navarro y Laure. Con el Barcelona atrás eran los encargados de marcar a los extremos pero cuando pasaban del centro del campo también tenían que estar pendientes de las subidas de los laterales rivales Alba y Alves. Con un brillante juego de ayudas entre los jugadores del centro del campo y los defensores lograron que no tuviesen superioridad en ninguna ocasión.

6. Esta serie de apuntes anteriores son para poner de manifiesto el baño táctico de Víctor Sánchez a Luis Enrique Martínez en el duelo de banquillos. El técnico asturiano dio buena muestra de tener la cabeza en el Mundialito de Clubes y no preparó a conciencia el encuentro contra el Dépor. Pensó que las individualidades allanarían el trazo y no iba mal desencaminado porque Messi y Rakitic hicieron la diferencia, pero pecó de relajación al final, sobre todo con el cambio de Mathieu que a la postre fue determinante.

7. Aunque el plan estaba saliendo, el marcador no lo reflejaba y Víctor optó por darle una marcha más con el partido ya casi perdido. Apostó por la frescura de un Miguel Cardoso que venía de maravillar en Copa en vez de la calidad de Rubén Gracia ‘Cani’ y el portugués le dio la razón. Fantástica actuación individual del lisboeta en un difícil estadio. Estuvo a punto de marcar en varias ocasiones y dio el pase de gol a Lucas en el 2-1.

8. La estrella del partido seguramente fue Lucas Pérez con un gol y con una asistencia, pero yo por quien me alegro especialmente es por Álex. En estas líneas siempre fuimos muy bergantiñistas y un gol así, en un escenario así, seguro que hará que muchos lo miren con otros ojos. No es fácil ver la oscura labor que realiza el de la Sagrada Familia partido a partido en el centro del campo. No es fácil cumplir en momentos puntuales después de una gran inactividad por decisión técnica. Siempre empieza de suplente, pero al final de temporada siempre acaba de titular.

Sobre el Autor

Periodista. 1986. 10 años en Riazor.org. Ahora, en BeIN Sports y GOL.