fbpx

Fernando Vázquez recuerda el día que llamó Lucas Vázquez a Lucas Pérez

0

Al igual que Dani Giménez, Fernando Vázquez fue otro de los invitados en el coloquio organizado por el Foro Cívico en la Fundación de la ONCE. El de Castrofeito repasó varios temas de la actualidad, así como su fichaje por el Deportivo. Recordó, además, la llamada que tuvo con Lucas Pérez donde se confundió de nombre y lo llamo Lucas Vázquez.

La “discusión” antes de firmar por el Dépor

“Habíamos hablado antes, pero tuvimos unos días de discusión. Cuando les dije que sí, fue dos o tres días antes de venir a Coruña“. En cuanto a los motivos de esa conversación, “sabía que iba a venir, pero había que arreglar algunas cosas, que por escrito mejor. En momentos de euforia todo va bien, pero hay que prepararse a nivel contractual por si las cosas vienen mal dadas”.

La cura para el equipo en su llegada

“El diagnóstico era el correcto (frenar la sangría de goles), la medicina aplicada fue correcta y le vino bien a los futbolistas”, agregó.

Su despido en 2014

“Los clubes son los clubes. Me pasó en otros sitios, como profesional tienes que aceptarlo, marchar y esperar otra oportunidad. Ni fue agradable ni fue bonito, lo acepté con profesionalidad. No hablé más del Deportivo, no concedí ninguna entrevista, sabía que me iba a llegar otra oportunidad en el Deportivo y en un momento complicado, como así fue. Lo mejor fue lo que hice, marcharme en silencio y aceptar la decisión de un presidente. Los motivos todavía los desconozco“, agregó.

Recordó cómo fue aquella charla en Arzúa que fue determinante para su despido. “Yo estaba en Arzúa, hablando a favor del club. Y lo que dije fue que no íbamos a fichar la pana, ficharemos la segunda, tercera, cuarta… que interpreten esas palabras mías. Estaba diciendo que estuviésemos tranquilos, que jugaremos con lo que tengamos que jugar. No era mi intención hacer daño, pero algunas mentes se centraron en eso”. 

Además, quiso mandarle un mensaje a la afición. “El deportivismo siempre me dio muchísimo, me acogió con un cariño especial. El Deportivo es grande porque cuando tienes una afición importante lo eres independientemente de la categoría”.

Foto: Mónica Arcay

La anécdota con Lucas Pérez

“Cuando tuve que llamar a Lucas Pérez, le llamé Lucas Vázquez y me dijo “ves, ni siquiera me conoces”. Hablé con él porque parecía que estaba nervioso. Lo observé y di el ok. Ya lo tenía elegido. Si no diera el ok, seguramente no estaría en el Deportivo. No me tiene que agradecer nada, pero estuvo y triunfó en el Deportivo porque di el ok”.

El estilo de juego del Deportivo

“Contra el Lugo no estábamos con la calculadora, tenemos que ganar partidos. Contra el Lugo qué se nos puede decir, ¿que no creamos ocasiones? No somos un espectáculo ofensivo. Nos desequilibramos voluntariamente a favor del aspecto defensivo para evitar encajar goles. Dijimos, vamos a defendernos y que no nos hagan gol y aprovecharnos de las debilidades de los rivales. Al Lugo lo superamos en posesión, que la gente le da valor, y ante el Zaragoza fue el mejor partido a nivel general. Aumentamos la posesión pero no ganamos. Cuando teníamos el 38%, ganaba el Deportivo. Es una lectura equivocada pero no del todo. El Cádiz, líder, tenía la posesión en un 36-38%. Se dejaba dominar y te ganaba a la contra. La posesión no es determinante”.

Apuntó que “antes en el fútbol ganabas o perdías. Esto de la posesión es un concepto moderno que se puede seguir o no. ¿Dónde está escrito que hay que jugar de una manera determinada? Si los resultados no se dan habrá que cambiar. El Lugo los tres primeros minutos ni nos quería atacar, es posible que los equipos modifiquen el comportamiento respecto a nosotros, y nosotros lo tendremos que modificar”.

Los fichajes

“Siempre me sale Sabín Bilbao, y se lo llamo a él”. Explicó que son buenos futbolistas los que han llegado, pero espera ver al Uche Agbo “que conocí en Rayo y Granada. Keko es un futbolista de nivel, nos puede dar buenas tardes. Vallejo es un chavalito del Real Madrid y probablemente se pueda quedar con nosotros algún año más. Es un proyecto que puede servir para el año”. Y es que el próximo año el objetivo será “ascender a primera”.

 Arsenio Iglesias

Por último, se acordó del entrenador al que más cariño se le tiene en A Coruña. “Me encantaría que me dijeran el segundo Arsenio, pero es casi imposible ocupar el corazón de Arsenio”.

Sobre el Autor

Equipo de redacción de Riazor.org.