Holanda se va de vacío

211

La selección neerlandesa fracasó en su intento de repetir el éxito de Sudáfrica y se despidió de la Eurocopa sin estrenar su casillero de puntos. Portugal y Alemania, que superó a Dinamarca, se medirán a Grecia y la República Checa.

Alemania y Portugal certificaron su presencia en los cuartos de final de la Eurocopa 2012 tras derrotar por idéntico resultado (2-1) a Dinamarca y Holanda. Cristiano Ronaldo, con dos goles, se convirtió en el protagonista de la última jornada del grupo B.

PORTUGAL 2 – HOLANDA 1 (0-1 Van der Vaart, min. 11; 1-1 Cristiano Ronaldo, min. 28; 2-1 Cristiano Ronaldo, min. 74)

Entretenido encuentro el que disputaron Portugal y Holanda. La subcampeona mundial, a diferencia de anteriores encuentros, comenzó con una marcha más. Gracias a ello, y a que Van Maarwijk apostó de inicio por Huntelaar y Van der Vaart, consiguió ponerse por delante gracias a un ajustado lanzamiento del jugador del Tottenham en el minuto 11.

La respuesta lusa no se hizo esperar. Apenas dos minutos más tarde, Cristiano Ronaldo disparó al poste cuando ya se cantaba el gol en la grada. Las ocasiones se sucedían en ambas áreas. El mediocampo portugués no carburaba y Holanda se partía en dos concediendo espacios al combinado de Paulo Bento. Tras varios avisos llegó el tanto de Portugal. Cristiano rompía su pelea con el gol tras materializar un pase medido de Joao Pereira, que se aprovechó de la mal posicionada defensa ‘oranje’ para asistir a su compañero.

El tanto animó a los lusos, que a través de Nani y del propio Cristiano volvieron a gozar de clarísimas ocasiones para aumentar su cuenta. Portugal apenas necesitaba esforzarse para plantarse delante de Stekelenburg. Con ese resultado terminaron los primeros cuarenta y cinco minutos. A pesar del trabajo de Van der Vaart y Sneijder, Holanda necesitaba que Huntelaar y Van Persie despertasen de su apatía. Muy lejos estuvieron ambos de la versión mostrada a lo largo de la temporada en sus clubes.

Portugal, con un fútbol vertical y con Pepe como principal baluarte en la defensa, comenzaba a sentirse superior a su rival. Después de insistir con varias contras volvió a aparecer Cristiano. Nani, que minutos antes había mandado al muñeco un gol cantado, ponía en bandeja el segundo para el jugador del Real Madrid, que tras dejar sentado a su marcador fusilaba a placer. Con más corazón que cabeza, Afellay y compañía sitiaron al rival, que pudo hacer el tercero en una nueva contra. Esta vez, el ‘7’ luso volvía a toparse con el palo tras haberlo hecho todo bien.

DINAMARCA 1 – ALEMANIA 2 (0-1 Podolski, min. 18; 1-1 Krohn-Dehli, 1-2 min. 24; Bender, min. 80)

No menos vistoso fue el choque que enfrentó a Dinamarca y Alemania. Los pupilos de Joachim Low no querían verse sorprendidos por los daneses y propusieron su habitual juego de control y toque desde el inicio. Con una presión avanzada consiguieron complicar la salida de balón de su rival, que no cesaba en su empeño de salir jugando desde atrás. Lukas Podolski se encargó de inaugurar el marcador al finalizar una bien trenzada jugada alemana. No le duró mucho la alegría a la subcampeona continental, que en un error de marca a la salida de un córner permitía al atacante Krohn-Dahli situar las tablas en el marcador.

Tras el descanso el guión del partido se transformó en un monólogo. Alemania era clara dominadora del choque y, a pesar de que con el empate estaba en la siguiente fase, la ‘Mannschaft’ quería más. El paso de los minutos no hacía más que alimentar la idea de que llegaría el segundo tanto. Y así fue. En un contragolpe perfectamente ejecutado, Schürrle cedía el balón a Klose. El delantero del Lazio no llegaba al cuero, pero sí su compañero Bender para tranquilizar a la parroquia germana.

Los de Morten Olsen habían mostrado mucho criterio en la elaboración. Incluso en los últimos minutos no dejaron de lado su propuesta en favor de colgar balones para Bendtner. El partido se fue muriendo lentamente para tristeza del equipo escandinavo.

Sobre el Autor

Comentarios están cerrados.