Permanencia numantina

96

La permanencia no podía llegar de otra forma para el Dépor. Sufriendo hasta el final. En un ejercicio de resistencia numantina, el conjunto coruñés recordó al de los primeros partidos de Mel. Solidario, concentrado, intenso… ese equipo que compitió ante el Atlético y el Barça y no el que se arrastró por Anoeta y en casa ante el Madrid. Logró el punto definitivo con la ayuda del Leganés, que también se salvó en San Mamés, tanto pepineros como deportivistas se rebelaron contra todos aquellos que sólo creían en la salvación pasando por Ipurua, donde el Eibar no cumplió con las expectativas de ambos. El Sporting reaccionó tarde y desciende pese a lograr el triunfo.

La primera parte fue un fiel reflejo de la tensión con la que afrontaban ambos equipos el encuentro, en el que ponían en juego puestos de privilegio, aunque por objetivos diferentes. El Dépor le cedió el balón a los locales y ahí, defendiéndose en campo propio con dos líneas de cuatro juntas, se sintió cómodo como hacía semanas que no lo estaba. El Villarreal buscaba huecos, pero no encontraba la manera de acercarse a la meta de Lux.

Como ya ocurrió ante el Espanyol, Ola John fue la única respuesta blanquiazul en ataque. El holandés lo intentó con conducciones, asociándose con Gil y Çolak y suya fue la mejor ocasión del Dépor, con un potente disparo que a punto estuvo de sorprender a Andrés Fernández.

Estuvo a punto de echar todo el trabajo por tierra Lux justo antes del descanso. Tras una buena parada en un remate de cabeza, el argentino empujó a Soldado reclamándole que fuera a por un balón dividido, porque eso fue lo único que hizo el punta amarillo. Por suerte, Gil Manzano no quiso hacer sangre de la desesperación coruñesa y lo castigó sólo con amarilla, que de todas formas le impedirá jugar en la última jornada.

El guión apenas varió en la segunda parte, aunque las acometidas del Villarreal fueron a más y los de Mel renunciaron ya por completo al ataque. Ni un sólo tiro a puerta de los coruñeses, ni siquiera Andone logró poner un pie en el área.

No importó. La misión era no encajar y gracias a Lux, el buen trabajo de la zaga y, en ocasiones, el desacierto local se consiguió. Bakambu tuvo la ocasión más clara después de una gran jugada colectiva, pero el delantero, enrachado en el último mes, giró demasiado el interior y el balón se paseó por su bota cogiendo una dirección demasiado cruzada.

FICHA TÉCNICA

Villarreal CF: A. Fernández; Mario, Bonera, Álvaro, Jaume Costa; Dos Santos (Rodri, min.90), Bruno, Trigueros (Sansone, min.71), Castillejo; Bakambu, Soldado (Adrián, min.75).

RC Deportivo: Lux; Juanfran, Arribas, Albentosa, Navarro; Borges, Guilherme; Carles Gil (Bruno Gama, min.82), Çolak (Mosquera, min.90), Ola John (Fayçal, min.63); Andone.

Árbitro: Gil Manzano. Amonestó con tarjeta amarilla a Lux, Andone, Fayçal,
y Borges en el Dépor y a Trigueros, Soldado en el Villarreal.

Incidencias: Partido disputado en el Estadio de la Cerámica, correspondiente a la 37ª jornada de LaLiga Santander.

Sobre el Autor