Torres hace resurgir a España

355

España vence cómodamente a Irlanda (4-0) con un doblete de Fernando Torres, mientras que Italia empata con Croacia en un partido en el que ambos conjuntos pudieron llevarse la victoria.

La segunda jornada del Grupo C se saldó con resultados favorables para los pupilos de Vicente Del Bosque. La victoria de los españoles sobre Irlanda y el empate entre Croacia e Italia hacen que los españoles estén a un paso de la clasificación. Con la victoria serían primeros de grupo. Torres se reencontró consigo mismo demostrando que tiene hueco en el once titular y que es el nueve que necesita el combinado ibérico.

Italia 1 – Croacia 1 (1-0 Pirlo, Min. 38; 1-1 Mandzukic, Min. 72)

Saltaron los italianos al campo con las pilas puestas, conscientes de lo mucho que se jugaban ante la Croacia de Modric, Rakitic y compañía. La primera parte fue para los de Prandelli, cuyo arduo sistema defensivo ahogó las intentonas ofensivas de los croatas. Fue Pirlo -quién si no- el que inauguró el marcador a los 38 minutos con un magistral lanzamiento de falta ante el que nada pudo hacer Pletikosa.

En la segunda parte, los croatas salieron con un nuevo aire y se vinieron arriba gracias, en parte al talento de Modric. Italia dio un gran bajón de juego, y esto lo aprovechó Mandzukic en el minuto 72 para poner las tablas en el marcador con un potente disparo que pegó en el poste antes de introducirse en la portería. Así se llegaba al final de los noventa minutos reglamentarios. Ambos equipos se jugarán la clasificación en la última jornada de la liguilla de grupos.

España 4 – Irlanda 0 (1-0 Torres, Min. 4; 2-0 Silva, Min. 49; 3-0 Torres, Min.70; 4-0 Fábregas, Min.83)

Salió con ganas España al terreno de juego, intentando mantener el control del juego desde el principio y, en la primera ocasión clara de los de Del Bosque, Fernando Torres abrió el marcador, a los 4 minutos, con un potente derechazo que fusiló la portería defendida por Given tras robar un balón suelto en el área. A partir de ahí total dominio de los bajitos, que pudieron irse al descanso con dos o tres goles de ventaja en el marcador.

Más de lo mismo en la segunda parte. Silva hizo el segundo en el minuto 4 de la reanudación con una templanza digna de los mejores delanteros. Torres se anotó otro tanto en su cuenta particular tras quedarse solo ante Given y disparar con una gran destreza al primer palo. Los españoles dominaron claramente durante todo el partido y no dieron opciones a los irlandeses. Fábregas, que salió desde el banquillo, subió el cuarto al marcador con un fuerte derechazo. Con esta victoria la selección española recupera su estilo de juego, eso sí, ante un rival muy inferior.

Sobre el Autor

Comentarios están cerrados.