Álex Bergantiños, el talismán para el ascenso

0

Si había un hombre en el que estaban puestas todas las miradas de cara a la inevitable y necesaria reconstrucción del Deportivo ese era Álex Bergantiños. Las primeras, las del propio Carmelo del Pozo. Desde su llegada a A Coruña el nuevo director deportivo ha insistido una y otra vez en la necesidad de acometer una profunda renovación en la plantilla que sirva para adaptarse y poder competir en la nueva categoría, y al mismo tiempo ponga fin a muchos de los males que arrastra el conjunto blanquiazul en los últimos años.

Gente comprometida y que quiera formar parte del nuevo proyecto, conocedora de la categoría y capaz de aportar tanto en lo deportivo como a nivel de vestuario. Ese es el perfil de futbolistas que pretende incorporar Carmelo del Pozo al Deportivo este verano y que Álex Bergantiños cumple a la perfección. Deportivista de cuna, el de La Sagrada Familia retomará el brazalete de capitán tras su breve estancia en Gijón con la firme intención de liderar al equipo por una categoría que conoce a fondo y con el único objetivo de lograr el ascenso a Primera, una tarea siempre complicada que para el coruñés parece fácil.

Y es que los números convierten a Álex Bergantiños en una especie de talismán y toda una garantía de éxito a la hora de luchar por dar el salto a la máxima categoría del fútbol español. El mediocentro cuenta en su haber con cuatro ascensos, algo que cobra aún mayor valor teniendo en cuenta que han sido en total cinco las temporadas que ha militado en Segunda. Una trayectoria impecable a la que no pudo dar continuidad esta campaña con el Sporting de Gijón al caer eliminado en el playoff.

El particular idilio de Álex Bergantiños comenzó en la temporada 2008-2009 al formar parte del Xerez que logró el histórico ascenso a Primera. Tras dos campañas en el cuadro andaluz el mediocentro coruñés recaló en el Granada, equipo con el que disputó seis encuentro y que también acabaría dando el salto a la máxima categoría pero en el que tan solo permaneció durante la primera vuelta de la competición.

El descenso del Deportivo propició su vuelta a casa, un regreso inmejorable ya que el mediocentro se convirtió en figura clave del equipo dirigido por José Luis Oltra que acabó campeón de la categoría con récord de puntos incluido en la temporada 2011-2012. Una historia que se repitió dos años después, esta vez con Fernando Vázquez en el banquillo y con mayor sufrimiento, pero nuevamente como indiscutible en la medular. En total cuatro ascensos, dos de ellos con el conjunto herculino. Unos registros envidiables a los que intentará dar aún mayor lustre la próxima temporada y agrandar así su fama de talismán.

Sobre el Autor