fbpx

La rápida ascensión de Guille Bueno

0

El pasado mes de marzo, cuando el inicio de la pandemia obligó a parar las competiciones deportivas, Guille Bueno (2002) jugaba en el Areosa de Liga Nacional Juvenil. Es decir, en la segunda categoría del fútbol juvenil, la misma en la que compite el Juvenil B del Deportivo. Apenas nueve meses después y tras solo cuatro partidos en División de Honor, el lateral zurdo vigués es ya un fijo en el Fabril.

Desde la temporada pasada, el equipo de captación de fútbol base del Deportivo ha centrado sus esfuerzos en incorporar a los mejores jugadores de Galicia, dejando de mirar al exterior de la Comunidad Autónoma, y Guille Bueno fue la apuesta para reforzar una posición en la que Pedro Barbolla (2001) había finalizado su etapa y Daniel Añón (2002) cayó lesionado de gravedad. El mediocentro Brais Val (2002), procedente del Valencia CF pero también vigués, el centrocampista del Arosa Raúl Martiñán (2002) y el central coruñés Nico Clouston (2002), del Calasanz, fueron los otros refuerzos para el Juvenil A.

Artículo relacionado: La cantera del Deportivo pesca en Vigo

Brais Val (2002) se ha convertido en el líder del Juvenil A y entrena habitualmente con el Fabril. Foto: Fernando Fernández.

Titular en el Fabril las últimas cinco jornadas

Pero es Guille Bueno, el que venía de más abajo, el que ha tenido una ascensión fugaz. A las órdenes de Juan Carlos Valerón desde el principio de la pretemporada, el lateral comenzó la competición brillando en el Juvenil A de Óscar Gilsanz pero pronto recibió la llamada definitiva del Flaco. En la jornada 7 de Tercera División, tras una nueva lesión de Iñigo Reinoso (2000) y el regreso de Álex Boedo (1999) a la posición de extremo, Guille se estrenó como titular en el filial en uno de los escenarios más complicados: visita al Bergantiños en As Eiroas.

Pese a la derrota, el defensor zurdo fue de menos a más y mostró ya ahí las cualidades que le han servido para asentarse durante cinco jornadas consecutivas: velocidad y serenidad en los duelos defensivos, habilidad para salir con la pelota desde atrás y buen pie para centrar cuando se incorpora al ataque. Aunque sobre todas las cosas, lo más llamativo en Guille es su facilidad para librarse de la primera presión del rival con un regate y avanzar con la pelota pegada al pie, lo que hace que siempre parezca cómodo jugando sea cual sea el rival y la situación.

Los números de Guille Bueno esta temporada:
Partidos: 5 con el Juvenil A / 5 con el Fabril
Minutos: 440 con el Juvenil A / 450 con el Fabril
Asistencias: 1 con el Juvenil A
Amarillas: 0

Sobre el Autor

Ads Blocker Image Powered by Code Help Pro
Bloqueador de publicidad detectado

Hemos detectado que estás usando extensiones para bloquear los anuncios. Esta página web se financia gracias a los anuncios de publicidad, con lo que te rogamos que los desactives para que podamos seguir trabajando de forma diaria.

Recargar