Tino Fernández bajó al vestuario tras el partido

312

Que las cosas no están bien en el seno del RC Deportivo de La Coruña es un secreto a voces. Desde que el Dépor ha convertido la ausencia de victorias en costumbre el equipo es un polvorín. Salen trapos sucios, conversaciones de dentro del vestuario, filtraciones inesperadas a la prensa y en los entrenamientos las rencillas, un estado de ánimo alarmante en los partidos y los piques entre los jugadores van a más.

El partido de hoy contra el Getafe era el momento perfecto para alejar los fantasmas y ahuyentar todo tipo de habladurías. Pero se falló. Y ahora la situación es francamente complicada. Por mucho que el Villarreal no se juegue nada, el Dépor tiene que puntuar en El Madrigal y viendo la dinámica del equipo eso casi parece una odisea. Debe recuperarse mental y anímicamente para poder hacerlo.

Tras la dolorosa derrota contra el Getafe, el presidente Tino Fernández bajó al vestuario y estuvo reunido con Víctor Sánchez del Amo, tal y como mostró el programa El Día del Fútbol de Movistar +. Todavía no ha trascendido lo que ha sucedido en esa reunión.

Sobre el Autor

  • tzuleto30

    Vamos Depor!! No entiendo la misma plantilla en primera vuelta con un bien ritmo de futbol… cae 2016 y es un fiasco!! el entrenador no tiene toda la culpa son esa manada de jugadores que no quieren aportar al aquipo.

  • deportivista91

    Soy el único que se ha levantado con una mala hostia importante y que enviaría a manu y compañía a trabajar x mi? Puta se manita me espera.

    • socio 874

      mejor no los mandes al ellos a currar, no vaya al ser que se enteren de lo que es dar el callo de verdad, aunque seguro que pasarían de todo, tu jefe se mosquearia y aun encima te echaría una bronca por mandarle a semejantes individuos tan improductivos, mejor tomate lo del fútbol como lo que debería ser, un espectáculo, en este caso penoso y tomate un café y ten buena semana, no te amargues que a pesar de esto hay que seguir pagando facturas

    • rizos

      Llevo un mes diciendo lo mismo. Con la de cosas que me ponen de mala leche de lunes a viernes, solo me faltaba tener algo que me joda todos los fines de semana. Comes a toda leche el día de la madre, para volver a casa cabreado. No creo que valga la pena.