Valencia. La evolución de una ciudad

0

La capital de la Comunidad a la que da nombre, es una ciudad que ha evolucionado en los últimos años hasta niveles de auténtico desarrollo, desde una economía que podríamos denominar artesanal, como la pesca, la agricultura y algo de turismo en sus fiestas de prestigio internacional. Porque aunque alguno la haya descubierto hace algunos años, e incluso menos, ya en el 138 a.C. los romanos la fundaron y llamaron así. Es Valencia, la tercera ciudad más poblada de España y amada y admirada por muchos antes de ustedes. Los árabes la ocuparon y trajeron técnicas de regadío así como nuevos cultivos. Aunque la Huerta Valenciana y el Parque Natural de la Albufera con una extensión  de 2100 hectáreas de superficie  a las que  hay que añadir una extensión de 14 100 hectáreas de marjal dedicadas al cultivo del arroz ha sido centro de su economía desde que en el año 1.911 la comprase a la corona, en la actualidad el 84 % de la población activa ocupada pertenece al sector servicios. Y es que el turismo es una de sus principales fuentes de ingresos, y no deben olvidar su importantísimo puerto comercial líder del Mediterráneo Occidental en  términos de volumen de mercancías en contenedores, ya que durante el año 2010, 64 millones de toneladas pasaron por los puertos de Valencia, Sagunto y Gandía, un 10,81 por ciento más que en el ejercicio 2009, cifras que consolidan el liderazgo de Valenciaport.  Y desde el año 2006 el Puerto de Valencia es, según fuentes del Ministerio de Fomento,  el primer puerto español en esta modalidad tráfico así como el 5º de Europa y uno de los 50 primeros del mundo. Esto les dará una idea del tejido empresarial y económico de esta bellísima provincia y su capital. Pero sobre todo es una ciudad para visitarla, disfrutarla y vivirla. Porque Valencia es sobre todo una provincia de fiestas, y estas son para integrarse en ellas y disfrutarlas.

Pero hay mucho más que ver en la ciudad del Turia, y mucho que pasear como el Centro Histórico y el Barrio del Carmen, donde se levanta la ciudad y donde se encuentran muchos restos enterrados. Los restos de la ciudad antigua se pueden contemplar en la Plaza de la Almoina, que fue destruida durante la guerra entre Pompeyo y Sertorio. Vayan, visítenla y vívanla. Hay mucho que ver y hacer, entren en Expedia.es y descubran una Valencia que no imaginaban y les sorprenderá.

Sobre el Autor

Comentarios están cerrados.