Valerón hace memoria

47

El canario repasó los momentos más importantes desde que llegó al Deportivo. Habló en Punto Pelota sobre la remontada al Milán en la Champions League, el histórico ‘Centenariazo’ y también acerca del descenso a la Segunda División la pasada campaña.

Después de más de una década vistiendo la elástica blanquiazul, Juan Carlos Valerón repasó ayer en el programa Punto Pelota las vivencias más destacadas desde que aterrizó en A Coruña. Para el segundo capitán herculino, la imagen de la época gloriosa del club se resume en los prolegómenos de las grandes citas en la Champions League. “Lo que más recuerdo es la sensación de estar en el túnel de salida en alguno de esos partidos y, sin decirnos nada, todos nos mirábamos pensando que aquí se podía ganar. Confiábamos mucho en el equipo que teníamos, en los jugadores que teníamos”, comentó.

Al igual que le sucede a gran parte de la hinchada coruñesa, la remontada en los cuartos de final de la Champions fue una noche que nunca olvidará. “Para la afición venir a ver al Milán siempre es un prestigio y entonces se llenó el estadio con la idea de remontar. Todo el mundo vio que el equipo empezaba a jugar bien y en la primera parte metimos los tres goles. Entonces la gente se volvió loca y fue un partido increíble”, recordó.

El último gran título que consiguió el Deportivo de Javier Irureta fue la Copa del Rey en el ya famoso ‘Centenariazo’. Para Valerón, es otra de las noches importes que quedará grabada en su memoria como futbolista. “Nosotros sabíamos que teníamos nivel suficiente para ganar, pero sabíamos que era difícil porque era el Real Madrid y además era en el Bernabeu. Jugamos con esa ventaja de no tener esa presión. Eso a veces te puede salir bien y a nosotros nos salió bien”.

Sin embargo, desde que llegó procedente del Atlético de Madrid, no todo han sido buenos momentos. Primero el mal trago de su concatenación de lesiones de rodilla y después el fatídico encuentro frente al Valencia en el pasado mes de mayo en el que se decidió el descenso del Dépor a Segunda División. “Es difícil de explicar con palabras lo que vivimos en ese partido. Salió todo mal, no tuvimos nada de suerte y encima veíamos que necesitábamos ganar y que las ocasiones no entraban. Los nervios van saliendo y al final termina el partido y no sabíamos cómo reaccionar porque crees que no puede ser. Los primeros días no sabes cómo reaccionar hasta que decides levantar cabeza para volver a subir”, sentenció el ‘21’ blanquiazul.

Sobre el Autor

Comentarios están cerrados.