Róber: “Si el Deportivo estuviese en Primera el interés quizás no sería tan fuerte como estando en Segunda”

0

Róber se pasó por los micrófonos del programa radiofónico Galicia en Goles en la que fue su primera entrevista tras la confirmación de su continuidad un año más en el Levante. El de Oleiros recordó lo difícil que había resultado para él tomar una decisión y habló tanto de sus objetivos individuales para esta temporada como del difícil reto que tiene ante sí el Deportivo.

Muchos eran los que pensaban en Róber como uno de los futbolistas sobre los que construir la nueva columna vertebral del Deportivo de cara a la próxima temporada, el primero de ellos el propio Carmelo del Pozo. Tal y como reconoció el gallego, entre ambos existe “una relación de confianza” que les llevó a hablar en numerosas ocasiones sobre el interés por parte del conjunto blanquiazul de contar con sus servicios. “Hablamos mucho durante mayo y junio. Incluso quedé con él, pero entendió mi decisión”.

Una decisión que no resultó nada fácil para un futbolista criado en la cantera blanquiazul y que él mismo explicó. “Fue muy difícil. Sabía que iba a tener repercusión y la verdad es que durante todo el mes de junio tuve muchas dudas. Medité un montón mi decisión, y al final decidí venir aquí y estar en Primera División en un club que ya conozco. Decir que no a una oportunidad como esta era muy difícil para mí. Quería aprovechar la ocasión de intentar crecer como futbolista en esta categoría porque pienso que puedo mejorar”, señaló.

La apuesta tanto del propio Carmelo del Pozo como del Deportivo era clara, algo que Róber reconoció y aprovechó para agradecer públicamente. Sin embargo, ese interés no fue suficiente para que el zaguero regresase a A Coruña y acabó pesando más el hecho de poder continuar jugando en la máxima categoría. “Tuve que tomar la decisión que pensaba que era la mejor para mí carrera. Quiero llegar lo más alto posible, con mucha humildad, y pienso que un año más en Primera es muy positivo para mí”, afirmó el gallego, que al mismo tiempo dejó entrever cuales son sus intenciones de cara al nuevo curso. “Voy a trabajar al máximo. Ojalá pueda jugar un montón porque pienso que puedo aportar cosas al equipo”.

Róber es consciente que su apuesta por continuar en el Levante suscitó cierta polémica entre una parte del deportivismo, pero quiso dejar claro que su modo de proceder había sido en todo momento correcto y muy respetuoso con el club. “Entiendo que la gente pueda estar algo molesta. Mi situación era complicada y la decisión fue muy meditada y tomada con mucho respeto hacia el Deportivo. Fui siempre de cara. Pienso que hice las cosas bien. En mi situación la mayoría de la gente haría lo mismo, aunque también entiendo las críticas”.

Lo que el de Oleiros no termina de ver nada claro es lo que hubiese pasado en caso de que el Deportivo hubiese evitado el descenso y echó la vista atrás para recordar lo vivido el verano pasado. “Este año había un interés muy grande por parte del Deportivo en que yo fuese una pieza clave, pero el año pasado no era así de claro y estaba todo en el aire. Eso es así”, manifestó el zaguero gallego, quien acto seguido mostró sus dudas sobre su papel en caso de haberse dado esa situación. “No lo sabemos, pero si el Deportivo estuviese en Primera el interés quizás no sería tan fuerte como estando en Segunda”.

Una vez aclarado su destino Róber restó importancia a su situación contractual y no quiere pensar más allá de esta temporada, aunque aclaró que tiene contrato con el conjunto blanquiazul hasta 2020. “Hubo interés en una ampliación pero pienso que la situación actual es como es. Soy jugador del Deportivo y estoy contento con mi contrato. El futuro cambia mucho, de hecho nunca pensé estar tres años cedido en el Levante, y a lo largo del año se irá viendo lo que pasa”.

Con el aval que supone su reciente experiencia en Segunda en la que logró el ascenso con el Levante, Róber aventura al Deportivo una temporada “muy dura y muy difícil” en su objetivo de lograr el ascenso. “Este año hay muchos equipos históricos y con ambición de subir a Primera. Ya es una categoría difícil de por sí, y con esos equipos metidos ahí aún más”, advirtió el gallego, para quien gran parte del éxito pasará porque “el Dépor lo tome con mucho trabajo y empiece con buen pie”.

Sobre el Autor