“Caparrós no supo sacarle partido a futbolistas de la plantilla de reconocido nivel”

126

Son palabras de Rafael Lamelas, editor jefe web y cronista habitual del Granada C.F. en el diario Ideal, que se pasa por Riazor.org para hablarnos del equipo nazarí y del regreso de Abel Resino al banquillo.

El Granada estrenará entrenador el domingo en Riazor. Bueno, ésa es una verdad a medias porque Abel Resino vuelve a la que fue su casa hace apenas tres temporadas. Llega después de una operación fallida con Joaquín Caparrós, un técnico del que tampoco guardan buenos recuerdos los aficionados que verán el próximo partido oficial del conjunto andaluz. Será en A Coruña, en un duelo denominado en el Reino Unido como ‘six pointer match’, término utilizado para describir los encuentros entre dos equipos con una posición en la tabla similar y que luchan por los mismos objetivos. Una victoria visitante permitiría igualar a puntos en la clasificación, mientras que un triunfo del Deportivo alejaría a los gallegos a seis puntos. En Riazor.org quisimos saber cómo respira el equipo nazarí y por eso acudimos a Rafael Lamelas, editor jefe web y cronista habitual del Granada C.F. en el diario Ideal, que nos atiende telefónicamente antes de viajar a tierras gallegas.

Dos victorias y dos empates en las cuatro primeras jornadas firmando uno de los mejores arranques de la historia del Granada. Ahora estamos en la jornada 19 y el Granada es último con 14 puntos. ¿Qué ha pasado en estos cuatro meses?

Muchísimas cosas. Se empezó como decías, como si descorcharas una botella de champán, con una fuerza inusitada pero luego esas burbujas se fueron disolviendo y apareció la realidad. Un equipo con demasiadas carencias principalmente en lo colectivo y un desaprovechamiento de algunas piezas de cierto nivel que tiene la plantilla que ha sido inadecuado a mi parecer por parte de Joaquín Caparrós. Todo eso, unido a una dinámica en la que no ganas, hace que salga fuego por todas partes y te conduce a una situación muy complicada que ha llevado consigo la destitución del entrenador.

Desaprovechamiento de algunas piezas, ¿a qué o a quién te refieres?

En concreto, Caparrós no ha sabido sacarle partido a ciertos futbolistas de su plantilla que tienen un nivel reconocido. Uno de los mejores bandas de la segunda vuelta del año pasado en Primera División fue Rubén Rochina, del Rayo Vallecano, y aquí a Rochina se le ha visto muy poco. Han entrado en el once jugadores desubicados como es el caso de Sissoko, que es el paradigma de Caparrós. Sissoko es un futbolista que viene de descender con el Hércules a Segunda División ‘B’, un pivote defensivo, que aquí ha jugado de lateral izquierdo y de extremo zurdo. Cuando el Granada jugó en Balaídos los extremos fueron Foulquier, un lateral derecho, y Sissoko, un pivote defensivo. Futbolistas como Javi Márquez, que hizo una gran temporada en el Elche, o Rochina estaban en el banquillo viéndolas venir. Eso te habla un poquito de lo poco que ha sabido empatizar Caparrós con sus jugadores. Si tú no te haces fuerte a partir de los jugadores que tienen más capacidad es muy complicado.

¿Se considera en Granada que se tardó mucho en buscar un cambio para el banquillo?

Yo creo que sí. Llegó un momento en la que la situación se tornó irreconducible. Caparrós empezaba a perder el mando e incluso los jugadores rajaban del entrenador a las claras. No sé si hasta el punto de haber formado un complot en ciertos partidos, para mí decir esas cosas me parecen un poco fuerte, pero sí es cierto que el equipo ha bajado los brazos cuando han venido mal dadas. Ahora es cuando se va a poner a prueba si la plantilla tenía realmente recursos o no. Con otro entrenador, que está a las antípodas del anterior, vamos a ver si esa gente realmente tiene el nivel que todos esperan aquí en Granada.

¿Qué podéis esperar de Abel Resino?

Resino es un entrenador que aquí cayó de pie. De hecho, a pesar de que ya hace tres temporadas que estuvo, dejó una impronta muy considerable en la afición. Es muy apreciado. Se considera que con Abel Resino se jugaron los mejores partidos del Granada en Primera División en esta etapa de cuatro temporadas. Ese fútbol ofensivo, a veces rayando el riesgo máximo, gusta a la gente. Coloca la defensa muy arriba, le gusta la presión adelantada, en cuanto pierde enseguida saca delanteros… un poco esa línea de Paco Jémez, quizá no tan extremista, pero en ese camino. Y eso gusta, ver un equipo valiente. A todos esos factores se le unen que Abel es un excelente gestor de vestuarios. Su pasado de futbolista le da la capacidad para distinguir y diagnosticar perfectamente los problemas de los futbolistas; sabe encontrar los jugadores a los que hay que proteger, animar y mimar; y esos diagnósticos que hace le permiten afrontar con garantías ciertas situaciones. Ahí están sus permanencias en Granada y en Vigo. Luego es cierto que tiene un déficit, es un hombre que no es especialmente trabajador en los entrenamientos y tampoco ha tenido suerte de que le den un club un verano para que lo planifique. Pero a ver qué ocurre esta temporada en Granada y si al final triunfa.

¿Está la afición contenta con la vuelta del de Toledo?

Sí, sí. Sí lo está. Si se podía elegir un revulsivo entre los entrenadores más prestigiosos, ése era Abel Resino. No se quedó en su momento por ciertos malentendidos con la directiva. La directiva es muy intervencionista en cuanto a planificación deportiva. A Quique Pina le gusta llevar todo el capítulo de fichajes, como es normal porque él es un hombre de fútbol y porque era representante de futbolistas antes de presidente de club. Y el hecho de que estuviese un entrenador que quisiera tanta responsabilidad y quisiera intervenir mucho en el tema de fichajes, en aquel momento chocó mucho. Yo creo que esas asperezas se han limado. La afición está muy contenta, muy ilusionada y esperando que sea el revulsivo que necesita el club.

No llega con Salva Ballesta como segundo entrenador, después del revuelo que se montó en Vigo, sino con Pepe Serer, con el que estuvo ya en el Celta.

Sí, efectivamente, ése es su segundo entrenador. Por lo demás, se queda el cuerpo técnico que ya estaba. Preparador físico, fisioterapeutas, médicos… que llevan un tiempo en la entidad. Ésa es su estructura. Ya los conocía de su anterior etapa, ya los tuvo, y con ellos se queda para hacer todo el trabajo.

Se han incorporado varios jugadores a la plantilla en este mercado de invierno. ¿Llega alguno directamente para el once además de Robert Ibáñez y Lass Bangoura, titulares el otro día ante el Atlético en el Calderón?

Se han incorporado cuatro futbolistas y los dos primeros han entrado de cabeza en el once. Lass fue titular a los dos días de llegar a Granada y también Robert Ibáñez el otro día en el Calderón a los poquitos días. Ahora se han completado las adquisiciones de Insúa, hermano del jugador del Rayo Vallecano, ambos juegan de lateral izquierdo, y el último fichaje ha sido Rubén Pérez, que ya no os hablo de él que lo tuvisteis por allí. Se sigue esperando la llegada de un central y un delantero para completar la plantilla en este mercado de invierno. Como puedes comprobar, se están rascando el bolsillo.

Ayudados por ese convenio con el Udinese.

Sí, hay un respaldo de Udinese detrás. Sobre todo en la adquisición de Insúa, le ha costado dos millones y medio a Udinese y se lo han cedido al Granada. El resto de jugadores, alguno viene libre, como Rubén Pérez, que se ha desvinculado del Torino tras estar cedido; de la ficha de Lass se hace cargo el Granada y Robert igual. Robert es una cesión por parte del Valencia que justo antes de cederle le renovó el contrato. Al parecer Nuno está encaprichado con este futbolista porque tiene mucho futuro, pero también pensaba que necesitaba minutos y que en el Granada podía encontrar el escenario adecuado.

Te pregunté en la ida cuánto iba a echar en falta el Granada a Brahimi y me aseguraste que mucho. Ahora, una vuelta después, se puede valorar algo más. ¿Del uno al diez cuánto habéis añorado al argelino?

Probablemente habría que decir nueve. Es un jugador con personalidad, que coge la pelota, que libra jugadores, que limpia metros de enemigos, que proporcionaba unas soluciones muy importantes, que se planta en el área contraria… aunque luego a lo mejor la decisión no sea la adecuada a la hora de disparar a gol o dar el último pase. Ese futbolista hasta ahora no lo ha encontrado el Granada. Lo más parecido era Rochina y desgraciadamente cuando llegaba a su mejor punto se lesionó. Lleva seis semanas sin jugar. Es probable que pueda estar para Riazor, pero ya veremos en qué condiciones. Ha faltado ese desequilibrio que es lo que a veces te decanta los partidos.

Es difícil averiguar un once para ese duelo en la matinal del domingo.

Sí, es muy difícil. Lo que aquí sí tenemos más o menos claro es que su sistema es un 4-2-3-1. Y no creo que toque mucho la alineación que presentó el otro día en el Calderón. En esa alineación de Joseba Aguado, el interino y técnico del filial, creo que la mano de Abel Resino ya estaba presente. Tendrá que decidir qué portero utiliza, veremos si sigue con Oier o tiene opciones Roberto. Atrás lo tiene bastante claro. Nyom es el habitual en el lateral derecho, pero está sancionado e imagino que jugará Foulquier. Babin y Mainz son los que están disponibles en el centro porque Murillo sigue lesionado y en el lateral izquierdo pienso que entrará Insúa, dependiendo de cómo esté físicamente. En el medio del campo me surgen algunas dudas por los lesionados, podrían ser Iturra y Javi Márquez, habrá que verlo. En las bandas tengo clarísimo que serán Lass y Robert, y en la mediapunta actuará Piti, que viene avalado por haber sido discípulo de Abel Resino en el Ciudad de Murcia. Hace tiempo en una entrevista que le hicimos comentó que el mejor entrenador que había tenido en su vida era Resino y le preguntamos en rueda de prensa en su presentación al técnico y dijo que al que más le iba a exigir es a Piti porque lo conocía y sabía la calidad que tiene. Y arriba probablemente opte por El-Arabi, pero habrá que ver Jhon Córdoba que se ha recuperado o el canterano Success, que empezó a una velocidad vertiginosa y se ha ido diluyendo.

Compartir.

Sobre el Autor

Periodista. 1986. En Riazor.org desde finales del 2007.

Comentarios están cerrados.