Los refuerzos encuentran su sitio

67

Diego Ifrán llama a las puertas de la titularidad después de que Alberto Lopo, Ibrahim Sissokó y José Verdú ‘Toché’ ya hayan encontrado anteriormente su hueco.

El pasado mercado invernal ha sido el más fructífero de los últimos tiempos para los intereses del Deportivo. Con la excepción del lesionado Diogo Salomão, Alberto Lopo, Ibrahim Sissoko, Bryan Rabello y José Verdú ‘Toché’ han encontrado su hueco en el once titular. Diego Ifrán, llegado para cubrir la baja del extremo portugués, lleva dos jornadas consecutivas marcando y comienza a entrar en las quinielas para salir de inicio el próximo domingo ante el Mallorca.

Basta con hacer un poco de memoria para recordar el bajo estado de forma con el que Sissoko aterrizó en A Coruña. Pasado de peso y sin ritmo de competición, se perdió las primeras jornadas mientras ejercía un duro plan de entrenamiento para recuperar su mejor forma. Poco a poco ha ido disfrutando de minutos hasta convertirse en uno de los principales baluartes de este equipo. Técnica y desborde son sus principales armas, algo que escaseaba en la plantilla durante la primera vuelta.

Alberto Lopo, por su parte, cerró su fichaje por el Deportivo tras la salida de Claudiano Bezerra Kaká. El catalán venía de una mala etapa en el Getafe, donde apenas disfrutó de oportunidades. Ahora ha desplazado a Carlos Marchena, indiscutible hasta el momento, del once titular. Poderío en el juego aéreo, contundencia y colocación son sus principales virtudes, lo que le ha servido para conformar un gran dupla de centrales junto a Pablo Insua. También Bryan Rabello ha seguido una trayectoria ascendente.

Toché se ha convertido en otra gran baza para el conjunto herculino. Con el ariete murciano, Fernando Vázquez ha encontrado al goleador que tanto tiempo llevaba buscando (cuatro goles en 410 minutos). El jugador se encuentra en la fase final de su proceso de recuperación de su reciente lesión muscular, por lo que podría entrar en la convocatoria para el partido ente el Mallorca.

Diogo Salomão, en cambio, ha sido el peor parado. Nada más llegar disfrutó de la titularidad y asumió galones dentro de la plantilla, aunque poco después la mala suerte se cebó con él. Su desgraciada lesión ante el Hércules provocó la llegada de Ifrán procedente de la Real Sociedad. El uruguayo venía de una larga estancia sin jugar tras lesionarse durante la pretemporada. El delantero ha marcado en las dos últimas jornadas, por lo que comienza a llamar a las puertas del once titular ante el bajo rendimiento de Borja Bastón y Luis Fernández.

Nueve de 14

Los goles marcados por los refuerzos que han llegado a mitad de temporada suponen un porcentaje altísimo (64%), ya que nueve de los 14 tantos marcados por el conjunto coruñés desde el mes de febrero han sido a manos de los recien llegados.

Compartir.

Sobre el Autor

Comentarios están cerrados.