Cartabia tenía las llaves

0

El Deportivo se estrenó a lo grande en Riazor. No pudo plasmarlo hasta el descuento, pero el equipo de Natxo González tuvo una puesta en escena inmejorable ante su afición. Dominó de principio a fin y sólo le faltó algo de acierto en la zona de tres cuartos para ganar con más claridad. El regreso de Cartabia, cuando las fuerzas fallaban, fue clave para sumar el triunfo ante un Sporting que no tiró a portería.

  • Mi casa, mis normas. Tenían muchas ganas los jugadores de volver a Riazor y no tardaron en demostrarlo. Pese apenas haber podido tener contacto con el césped en la previa, el Dépor estuvo más cómodo desde el primer minuto y mandó con el balón. La circulación fue más fluida que en anteriores encuentros, con un gran Vicente Gómez liderando al equipo desde el interior izquierdo.
  • Telegrafiado. Faltaba Quique y una de las incógnitas durante la semana había su sustituto en caso de tener que lanzar un penalti. Hubo pena máxima, cometida por Babin a Carlos Fernández, y el encargado fue Didier Moreno. El colombiano estuvo más valiente a la hora de asumir la responsabilidad que acertado en el lanzamiento. Le enseñó demasiado el lado a Mariño, que lo esperó a su izquierda para desviar sin problemas.
  • En obras. Como las gradas de Riazor, Carlos Fernández también parece necesitar tiempo para estar completamente operativo. Al sevillano ya le han retirado los andamios y las grúas de su rodilla, pero de momento la sensación es que su cabeza imagina más cosas de las que su cuerpo está preparado para ejecutar. Se movió bien y dejó detalles de buen delantero, pero falló dos ocasiones claras y estuvo lento cuando bajó a recibir de espaldas.
  • ¡Qué bueno que volviste! El Dépor completó su monólogo en los minutos finales, pero ni siquiera cuando el Sporting se quedó con diez estaba siendo capaz de crear peligro. Llegó entonces el momento de la fe. La fe en Cartabia, concretamente. El argentino regresó tras su esguince de tobillo  y agitó el encuentro. Se alió con Carles Gil para buscar hasta que apareció el interruptor y le puso un caramelo a Pablo Marí para que el central hiciese justicia en el descuento.

FICHA TÉCNICA

RC Deportivo: Dani Giménez; David Simón, Domingos Duarte, Marí, Caballo; Didier Moreno, Bergantiños (Carles Gil, min.79), Krohn-Dehli, Vicente Gómez (Mosquera, min.87); Carlos Fernández (Cartabia, min.71), Pedro Sánchez.

Sporting de Gijón: Mariño; Geraldes, Babin, Álex Pérez, Molinero; Cofie; Jiménez (Hernán, min.63), Sousa, Méndez, Carmona (Christian, min.79); Djurjevic (Neftali, min.71).

Goles: 1-0, min.93: Pablo Marí.

Árbitro: Sagués Oscoz, comité vasco. Expulsó a Cofie por doble amarilla y amonesto a Carlos Fernández y Moreno en el Dépor y a Álex Pérez, Sousa y Méndez en el Sporting.

Incidencias: Estadio de Riazor. Partido correspondiente a la jornada 4 de Segunda División. Antes del encuentro se guardó un minuto de silencio por todos los socios y accionistas del Dépor que fallecieron la pasada temporada.

Sobre el Autor