El Fabril, eliminado de la Copa Diputación

47

Como ya había acontecido el martes en el Trofeo Manolo Martín, el Fabril cayó a penaltis ante otro de sus rivales de este curso en Segunda B: el Cerceda. En un partido propio de pretemporada, con las habituales probaturas, y con diversos reencuentros, como el del fabrilista Uxío con O Roxo, o el de los ahora cercedenses Hugo Rama, Uxío Marcos, Cañi, Tito Ramallo y Lois Rodríguez con el Fabril, la igualdad fue la nota predominante. Más activos los de Cristóbal Parralo en el primer acto, fueron superados en los segundos cuarenta y cinco minutos por un rival que gozó de más y mejores oportunidades.

Así las cosas, arrancó el partido de la mejor manera posible para el filial: no habían transcurrido ni 10 minutos, y los deportivistas ya mandaban en el marcador. Un centro desde la banda derecha de Blas era aprovechado a las mil maravillas por Uxío. El delantero lucense se hacía con el rechace del portero y ponía el 1-0 para su equipo, que pese a jugar en territorio enemigo, hoy ejercía como local. Apenas seis minutos más tarde, el propio Uxío tendría el 2-0. Un fallo en la salida de balón cercedense dejaba al atacante solo contra el meta Ángel que, muy atento, le sacaba el cuero de las botas.

Ya en el minuto 25, el cuadro blanquiazul tendría una nueva ocasión. Esta vez, el defensa Raúl González conectaba un centro de Martín Bengoa, pero su remate se iba por encima del larguero. Cinco minutos más tarde, el visitante Keko Vilariño metía el miedo en el cuerpo a los de Cristóbal Parralo con un disparo que se marchaba alto. Pero no tardó mucho en responder el Fabril, que por medio de Martín puso en serios aprietos a Ángel. Un disparo raso ajustado del centrocampista vasco obligó al meta villalbés a despejar a córner. Ya en los últimos compases de la primera mitad, primero Gorka Luariz al enganchar una volea tras centro desde la izquierda, y luego Keko Vilario al rematar un rechace de una falta, ponían las últimas para su equipo.

Tras el paso por los vestuarios, el Cerceda salió con las ideas más claras y mucho más incisivo. Tanto, que a los cinco minutos, un buen balón de Hugo Rama a la espalda de la zaga era rematado a placer por David Soto. Se colocaban así las tablas en el luminoso: 1-1. En los minutos siguientes, comenzaría el movimiento de los banquillos, Parralo daba entrada a Romay por Queijeiro; y Ramallo hacía lo propio incorporando a Carlos por Keko Vilariño. Una modificación, esta última, que sería clave en el devenir del encuentro. La entrada del excanterano deportivista Carlos, retrasaba al cercedense Axel al lateral, un trueque que a la postre generaría gran parte del fútbol ofensivo de los visitantes. La primera clara, un tiro raso envenenado del propio Axel que se marchaba fuera por poco.

Apenas diez minutos más tarde, el fabrilista Luismi, tras una buena jugada personal, remataba fuerte abajo ante Ángel. Su rechace era aprovechado nuevamente por Uxío que en la acción de introducir el esférico en la portería, cometía falta sobre su tocallo Uxío Marcos. Ya en los últimos minutos, un tiro picado de Cañi pudo modificar el resultado. Pero no fue así. Y se llegó a la tanda de penaltis. Ahí estuvo más acertado el Cerceda, que de este modo accede a la semifinal de la Copa Diputación, provocando la eliminación del Fabril.

Penaltis: Borja Galán, gol (1-0); Agulló, gol (1-1); Martín, para Ángel (1-1); Uxío Marcos, para Álex Cobo (1-1); Carlos López, gol (2-1); Álvaro Martín, gol (2-2); Romay, para Ángel (2-2); Cañi, gol (2-3); Uxío, gol (3-3); Carlos, gol (3-4).

Fabril: Álex Cobo; Blas, One, Raúl González, Lucas, Gandoy (Carlos López 68′), Luismi, Queijeiro (Romay 62´), Uxío, Martín, Borja Galán. Se quedaron en el banquillo: Ricardo (P.S.), Carracedo, Jiménez, Quique y Porrúa.

Sobre el Autor

En Xogo (TVG) y Galicia en Goles (Radio Galega). Aquí, juntando letras sin que suenen mal. O intentándolo.