Análisis del rival: FC Barcelona

71

El Barça recibe al Deportivo pensando en el Milán. Antes, pasa por ‘Adelante’.

El Deportivo viaja a Barcelona para medirse al líder de la Liga BBVA, el Barça, que encara el encuentro con bajas y en un momento de dudas, pero con la necesidad de dar un golpe encima de la mesa para demostrar que lo de las últimas semanas, en las que ha perdido dos partidos oficiales de forma consecutiva y ha quedado eliminado de la Copa del Rey, tan solo ha sido un bache.

Horizonte. Mantener el ritmo. La Liga, la panacea para arreglar una temporada que se ha complicado más de lo esperado.

celebracion_barcelona

Durante la presente temporada, el Barcelona se ha mostrado como el líder indiscutible de la Liga BBVA, en la que solo ha perdido dos partidos de 26, ha empatado otros dos y ha ganado 22, anotando la asombrosa cifra de 84 tantos -una media de más de tres por partido-. En estos momentos, los catalanes se mantienen a once puntos del segundo clasificado, el Atlético de Madrid, que con su enorme campaña ha obligado al equipo barcelonés a no descuidarse en ningún momento. Con la ausencia de Vilanova por enfermedad, Jordi Roura llevó bien el cargo de primer entrenador mientras que todo iba según lo previso, pero no ha sabido ser un líder en las últimas semanas, cuando ha llegado el bajón físico y de juego de los suyos. Debe cambiar el chip si quiere mantener el ritmo que le han obligado a seguir sus perseguidores y evitar sustos de última hora. Con la continuidad en la Liga de Campeones pendiendo de un hilo, un descalabro en el campeonato regular sería demasiado.

La pizarra. Un estilo inquebrantable. Ni las bajas ni el rival cuestionan la forma de jugar.

Tal y como han hecho desde la llegada de Pep Guardiola al banquillo, los ahora pupilos de Tito Vilanova se basan en la paciencia y en un estilo de posesión que siempre marca el ritmo del encuentro e hipnotiza al rival, y que por momentos -sobre todo en anteriores temporadas- ha alcanzado una perfección de la que ha distado mucho en las últimas semanas. Sin embargo, y aunque el factor ofensivo es el más notorio, el aspecto defensivo es el principal valedor de un equipo que asfixia y desespera al rival con su presión tan adelantada y sus líneas muy juntas, que provocan desajustes en el sistema de ataque del contrario en cuanto éste recupera el esférico.

Tito ha prolongado lo que había trabajado como asistente de Guardiola durante los últimos años, pero ha introducido cambios que hasta el momento han provocado que su equipo sea más letal de cara a puerta, aunque no tan vistoso como el Pep-team. Mientras su antecesor buscaba sorprender con su planteamiento en los partidos importantes, Vilanova se ha mostrado como un hombre de ideas fijas, con un 4-3-3 casi inquebrantable, apoyado en un centro del campo en el que Cesc se ha asentado como mediocentro y Busquets ha ganado protagonismo en la creación. Además, Iniesta y un extremo puro -o dos extremos- ocupan unas bandas mucho más verticales que antaño. Por otro lado, los futbolistas blaugranas han retrasado un poco su posición a la hora de presionar, con la intención de solucionar los problemas que ha tenido el Barça durante los últimos años a la espalda de la defensa, su único punto flaco, y que, a pesar de los cambios, todavía se mantienen. Ante el Deportivo habrá cambios, ya que, además de las bajas de Puyol o Xavi, Messi podría descansar con la mirada puesta en el trascendental partido de Champions League ante el Milan.

Nombres propios. Leyendas del fútbol. La Masía como referente.

barcelonab_celebracion

– Bajo los focos: Leo Messi. Regatea como el mejor extremo, tiene la precisión del mediapunta más letal y distribuye como el mejor mediocentro. Además, rompe las marcas del mejor goleador. Es lo más cerca de la perfección que ha estado alguien sobre el césped.

– En la sombra: David Villa. Relegado a un papel secundario, ha revolucionado varios partidos, el Guaje ha cumplido con goles siempre que se la ha requerido.

– La revelación: Jordi Alba. Es, quizá, el único jugador del Barcelona que ha dado un paso adelante en este último año. Ha cogido el papel de Alves.

– El ‘bluff’: Thiago Alcántara. El otrora mediocentro con mayor proyección parece haberse estancado. De perfil más directo, le cuesta entrar en el juego tan asociativo.

Aficionado ilustre. Jordi Évole. Amo sobre la madera, aficionado sobre el césped.

Cesped_02

“Un Barça-Osasuna fue mi primer partido en el Camp Nou. Ganó el Barça por 2-0, pero como le anularon dos goles yo dije en el colegio que habían quedado 4-0, y así sigue ese resultado en mi cabeza”, reconoce Jordi Évole, que ha convertido su programa ‘Salvados’ en uno de los referentes de la televisión española en la actualidad. Tras empezarlo en una línea ‘Caiga quién caiga‘, lo ha reinventado hacía la denuncia social, creando un nuevo estilo de periodismo, que no deja de recibir elogios. Como dice él, no es lo suficiente cómico ni lo suficiente periodista, por lo que se ha visto obligado a hacer una media. Y no ha podido tener más éxito durante el último lustro; casi tanto como su Barça. “Soy más pepista que el Pep”, reconocía el televisivo, que no solo es un gran hincha de su club, sino que además mantiene una estrecha amistad con algunos de sus jugadores.

Seguro que no lo sabes… Més que un club. Amor y odio con el Régimen.

valdes barcelona

En 1968, Narcís de Carreras pronunció, sin la intención de introducirlas en la eternidad, cuatro palabras en su discurso de posesión que crecerían hasta convertirse en el gran eslogan del barcelonismo. El Barça es, dijo, “més que un club”. Ese es, actualmente, su lema más representativo, queriendo trasladar que no se trata solo de un club de fútbol, sino de la institución deportiva más representativa de Cataluña y uno de sus mejores embajadores. Asimismo, de acuerdo a lo que se puede leer en la página web, se postula como un firme defensor de los derechos y las libertades democráticas. De hecho, diversas fuentes mencionan el club como una de las principales causas en la lucha antifranquista durante la Dictadura. Sin embargo, la relación entre Franco y el equipo blaugrana no fue tan negativa: Franco recalificó Les Corts para salvar al Barça. No en vano, la primera medalla de oro del Barcelona fue para Franco por financiar a fondo perdido el Palau.

Once histórico (1990-2013). Puro fútbol. Guardiola, Xavi e Iniesta dominan. Ronaldinho y Messi fantasean. Eto’o define.

Comentarios están cerrados.