Derbi juvenil en la cumbre

13

Celta y Dépor se miden mañana en A Madroa (16h) por el liderato de División de Honor juvenil. Dani, Pina, Yelko, Bicho… Quizá dentro de poco sean los protagonistas de los derbis en Primera División. Calidad no les falta.

Bicho, Rober Suárez o Gabi. Probablemente, estos nombres no le suenen mucho. Pero quizá, no dentro de mucho, esté aplaudiendo sus actuaciones sobre el césped de Riazor. Son serios aspirantes a ello. El primero es un centrocampista con un manejo exquisito del balón, de esos que son capaces de levantar al público de sus asientos con pases inimaginables. El segundo es un central con unas cualidades completísimas. Lo mismo salda con éxito un choque contra el delantero tanque de turno que se anticipa al más rápido y saca el balón jugado, con pausa. El tercero es el Mauro Silva del juvenil A. Él solo se basta, por delante de la defensa, para ordenar el equipo; una delicia táctica que se mueve con inteligencia sobre el césped para proporcionar la solidez necesaria al equipo.

Quizá les diga algo más el nombre de Dani Iglesias, que ya ha hecho sus pinitos con el Fabril, un extremo habilidoso con una asombrosa facilidad para encontrar la puerta ajena. Son -no nos queremos olvidar de los Denis, David, Anxo, Juampa…- algunas de las joyas de la cantera blanquiazul. Chavales tocados por una varita. Algunos llegarán arriba, otros se quedarán en el camino, porque ya se sabe que ésto es muy cruel y que influyen muchas variables. Pero ellos son el futuro del deportivismo.

Este sábado (16h), se miden al Celta en A Madroa por el liderato del Grupo I de División de Honor Juvenil. Por lo visto hasta día de hoy, son incuestionablemente los dos mejores equipos de la categoría. El Celta es el líder, sumando 31 puntos en 11 partidos. Ninguna derrota. Solo se dejó un empate. El Dépor tiene 28, y tan solo cayó en su debut, en Mareo, ante el Sporting. Si el conjunto coruñés se impone en el derbi, iguala a puntos a su eterno rival. Si es el Celta el que vence, amplía la ventaja hasta los 6 puntos. Son los dos serios candidatos al campeonato, cuando parece que otros grandes como Sporting y Racing -con 15 y 18 puntos respectivamente- no están ante una de sus mejores generaciones.

Estilos opuestos.

El juvenil A blanquiazul, dirigido por Secho, ha destacado por su juego combinativo. Es, tratando de simplificar, el estilo Barça. Tocar y tocar hasta derribar el muro. Su enorme control de los partidos le hacen ser el equipo que menos goles recibe de la categoría. Pero, contra equipos encerrados, a veces le cuesta en exceso abrir la lata. En contraposición, el Celta puede representar el estilo Madrid. Su pegada es descomunal. Su media es de casi cuatro goles por partido. La línea de mediapuntas Denís Yelko Mina forman uno de los mejores ataques del fútbol español juvenil. Su punto débil puede ser que, en determinados momentos de partido, el equipo tiende a partirse.

Sobre el Autor

Comentarios están cerrados.