Miguel Otero responde al presidente del Lugo sobre su responsabilidad con el Cerceda

0

Miguel Otero, candidato a la presidencia del Deportivo, ha respondido al presidente del Lugo sobre la situación del Cerceda. Cabe recordar que el equipo presidido por Tino Saqués demandó al Cerceda por el incumplimiento del convenio de colaboración firmado hace un año, el equipo coruñés descendió a Tercera y ha sido denunciado por impago por sus jugadores. Entre ellos, cinco cedidos por el Lugo.

Así fue como Tino Saqués señaló a Miguel Otero, explicando que éste tiene una cuota de responsabilidad sobre lo sucedido. “Evidentemente, Miguel Otero tiene su responsabilidad. El Lugo cumplió íntegramente el acuerdo, con creces. De hecho, de lo acordado al principio puso un préstamo superior por necesidades de tesorería del Cerceda. Después ellos dejaron de pagar a nuestros jugadores, cuando nosotros teníamos el dinero puesto a disposición de ellos. Primero los nuestros, creo que fue en febrero, ya no cobraron, y dos meses después dejaron de cobrar todos. El Lugo no tiene responsabilidad alguna de lo que está pasando en el Cerceda. Cumplimos sobradamente y los que incumplieron fueron ellos”, apuntó.

Tras esta explicación de Tino Saqués, Miguel Otero respondió a través de un comunicado para reseñar que él solo ejerció de interlocutor en el acuerdo entre clubes. De hecho, apuntó en este escrito que cuando dejó el Lugo las nóminas del Cerceda estaban al día.

Miguel Otero apunta a la “ausencia total de responsabilidades con respecto a la relación de la entidad deportiva lucense con el CCD Cerceda”. Y añade que él nunca influyó “en la propuesta, en la decisión ni en la firma, de la que fue absoluto responsable el presidente del Club Deportivo Lugo“. Recordando, además, que el impago de nóminas se produjo cuando él sale del club.

“Hasta marzo, cuatro meses después de mi salida del club, no se produce la falta de pago de los salarios”, recuerda que cuando se marchó las nóminas estaban al día y deportivamente estaban en puntos de permanencia. Y por último, destaca que en el momento de firmar el acuerdo, “este fue valorado positivamente por ambas partes”.

Sobre el Autor