fbpx

Diciembre 2021: Más líder que nunca

0

Finalizamos el repaso del 2021 del Deportivo con el mes de diciembre. Después un noviembre marcado por el “no partido” contra el Extremadura, el equipo afrontaba el final de año con el objetivo de afianzarse en lo más alto de la clasificación. Para ello debía superar a dos rivales complicados como el Racing de Ferrol y la Cultural Leonesa, ambos fuera de casa. En Riazor aún debía recibir a un Valladolid Promesas que había dado más de una sorpresa a los equipos fuertes de la categoría. Todo ello mezclado con los partidos de la Copa del Rey. Un mes exigente para los coruñeses.

El primer duelo sería a bastantes kilómetros de A Coruña, en Murcia. El Dépor se desplazaba a La Condomina para la primera ronda de Copa del Rey contra UCAM Murcia. Los herculinos se adelantaron con un tanto de William, aunque la respuesta de los murcianos no se haría esperar. Remontaron el resultado adverso con dos goles que pusieron los focos sobre Pablo Brea. El portero, que sustituía a Mackay, no estuvo acertado en su debut oficial como blanquiazul. Sin embargo, el equipo consiguió llevar el partido a la prórroga y ganar con dos tantos de Quiles y un golazo del joven Yeremay.

En su vuelta a la liga, el Deportivo visitó la ciudad vecina de Ferrol. El Racing, dirigido por el exdeportivista Parralo, no le puso las cosas fáciles a los de Borja Jiménez. De hecho, estuvo a punto de ganar gracias a una polémica decisión arbitral. Un penalti señalado tras una caída en el área coruñesa acabó en el larguero y el posterior rechace en gol. Sin embargo, el colegiado decidió anular la jugada, dejando descontenta a la afición ferrolana. El Dépor salvó los muebles y amplió hasta los cuatro puntos su distancia con el Racing de Santander, que había perdido 3-0 ante el Valladolid Promesas.

Precisamente contra el filial vallisoletano el Dépor jugó el siguiente partido. Con una sorprendente alineación con cuatro delanteros los herculinos se hicieron con la victoria por 3-0. Volvimos a ver en el once a Trilli. Aunque había jugado en Copa, pudo disfrutar nuevamente de minutos en liga por la cláusula del miedo de Víctor García, cedido por el Valladolid. Al final, dos goles de Quiles y uno de Soriano dejaron los tres puntos en Riazor.

Dos semanas después, el Dépor volvía al torneo del K.O. para enfrentarse a Osasuna. A pesar de haber plantado cara a los navarros, los coruñeses no fueron capaces de llevarse el gato al agua. La eliminación copera no empañó la buena actuación del equipo. Queda guardado en la hemeroteca, eso sí, el gran gol de falta de Carlos Doncel.

Alegrón para cerrar el año

Después de un duro 2021, el Deportivo aún debía disputar el último partido de diciembre. Para ello tenía que desplazarse hasta la ciudad de León. La Cultural Leonesa, equipo más goleado y a la vez más goleador, era el rival. Cuando parecía que el resultado sería un empate en un campo complicado de la categoría apareció Miku. El venezolano marcó el gol de la victoria en los últimos minutos, llevando al éxtasis a los cientos de aficionados que se habían desplazado a la capital leonesa. Así acabó el año el Deportivo, líder en puntos y en estado de ánimo.

Sobre el Autor