Browsing: Alta definición

Dos descensos en tres años, un tenso clima y una situación económica que casi conduce al club a la desaparición en el día de ayer. Demasiado sufrimiento para una hinchada que se sobrepone a las desgracias tras los días de vino y rosas. Vuelve A. Calviño en Alta Definición.

Regresa ‘Alta Definición’ a Riazor.org después de que el Dépor, con la inestimable ayuda del Zaragoza, haya corregido el enorme fiasco que supuso Pucela. Tras meses en la cuerda floja, viaja a Málaga dependiendo de nuevo de sí mismo para salvar la categoría.

Regresa ‘Alta Definición’ con el Betis-Deportivo del lunes a las 22.00, la lucha por la salvación en el horizonte y un recuerdo de cuando Mel armaba el éxito.

El 6 de Marzo de 2002 todo era magia. E ilusión. Y grandeza. Todo envuelto en la humildad del modesto que no era tal: el lobo con piel de cordero. Ese día fuimos los mejores. Montados en el caballo de la épica, con el buen juego por bandera.

Guía con Oltra en Segunda, cuestionado en Primera y defenestrado por Paciência, el mediapunta canario volvió el sábado al once deportivista para ofrecer una nueva exhibición. El equipo se agarra a sus botas, la ciudad se carga a su espalda.

El equipo sale goleado, se escuchan pitos en Riazor señalando en todas direcciones, Paciência se marcha y llega Fernando Vázquez. En plenos carnavales, el Deportivo se disfrazó de esperpento.

Se levantó a mitad de mañana, aún con la noche del viernes en la memoria, aún con un fracaso en Pamplona pendiente. Pero los sábados acostumbraba a hacerlo. Desayuno de campeones, ligas internacionales y jugosos textos: la jornada comenzaba.

Se abre un nuevo horizonte para el delantero portugués tras la lesión de Riki. La afición, expectante, quiere por fin ver a la promesa portuguesa desatada sobre el césped.

Nada más vernos por primera vez, me conquistó. Tan rodeado de gente y me eligió a mí. ¿O fui yo quién elegí? Fue hace mucho tiempo y ya no lo recuerdo bien, la verdad.

Con 12 puntos en 17 jornadas, el Deportivo vive uno de sus peores momentos en Primera División.

Salió de la cama y pensó en blanco, que dista de no pensar. Las mañanas le desaparecían ante la nocturnidad de sus horarios, así que era tarde ya. Fue después del café y un par de cigarros cuando su mente comenzó a inundarse. Como siempre. Como todos los lunes. Como todos los malditos lunes.

El Deportivo se enfrentará mañana al Athletic con prematuras urgencias en cuanto a puntuación y el debate continuo que provocan los esquemas de José Luis Oltra, míster blanquiazul.